marketing digital lowcost para las pymes

Branding Digital, lo que necesitas para tu marca

Seguro que más de una vez has soñado con que tu empresa alcanzaba las cuotas más altas de facturación. Y seguro que también te has imaginado colas enormes de personas esperando a que tu negocio abriera en la calle más transitada de las grandes ciudades. Esperando para comprar uno o más de tus productos.

Por mucho que te empeñes en creer lo contrario, estas situaciones no son magia. No pasan de golpe, sino que son una consecuencia de diversas estrategias y una metodología. Un concepto llamado Branding Digital.

Hoy, en SERSEO, te daremos las claves de eso que toda empresa y negocio digital está buscando: cómo crear una conciencia positiva de personas en torno a tu marca, y cómo hacer para tocar la fibra de tus clientes con cada uno de tus productos.

Pero empecemos por el principio.

¿Qué es el digital branding?

La construcción y visión de la identidad de marca de una empresa. Es el valor y la conexión a nivel emocional de las marcas con sus usuarios.

Hablamos de construcción, porque es similar al proceso de edificación. Se empieza por los cimientos, es decir, por la misión, visión y valores de la empresa. Esto hace que desde el primer momento, el negocio refleje algo que no puede materializarse, pero que se siente.

Como dijo el zorro en El Principito: “lo esencial es invisible a los ojos”. Sigamos.

¿Por qué es importante el branding?

Aunque tener un buen producto es importante (y puede ser la vía de acceso al corazón de los usuarios), no es el fin último. Podríamos afirmar que el branding digital es a la marca, lo que el cliente es para el negocio.

Del mismo modo, el branding está lejos de ser un slogan, o un logotipo, o una empresa de por sí, y mucho menos un producto; estos conceptos están incluidos en el primero.

El branding puede llegar a levantar pasiones. Un ejemplo lo tenemos con Apple: sus fans no están enamorados de sus productos (aunque es parte de la causa), sino del branding, de sus valores y visión.

Los consumidores de sus productos se sienten identificados con lo que transmite la empresa, creando conciencia de grupo entorno a ella: una comunidad.

¿Qué se pretende conseguir con el branding digital?

El establecimiento de una estrategia de esta envergadura, tiene una serie de objetivos bien definidos:

  • Identificar la ventaja competitiva, es decir, cuál es el valor diferencial.
  • Aunar todos los esfuerzos de marketing, ventas… En una misma voz.
  • Dotar de una personalidad única a la marca.
  • Coherencia en el mensaje: tanto tu paleta de colores, como lo que transmites, debe estar normalizado, o sea, que sea lo mismo en todos los canales.
  • Desarrollar toda una comunidad alrededor de la firma.
  • Clientes fieles, ya que el coste de adquisición de nuevos compradores es superior.
  • Que la facturación crezca.

¿Sabías que en SERSEO te podemos ayudar con nuestras técnicas Inbound? Contáctanos y te llevarás 30 minutos de análisis SEO de forma gratuita.

Beneficios de la marca digital para tu negocio

Claro está, volcar los esfuerzos y energías en el branding, posee una serie de ventajas:

Llegas a la emoción del cliente

Lo cual es básico para una posible y necesaria estrategia de Inbound Marketing. No es fácil tocar la fibra, pero cuando lo consigues, te aseguras de adquirir un cliente a largo plazo, lo cual siempre es más interesante que una transacción aislada.

El branding digital humaniza tu empresa a ojos del usuario

Le da un sentido a la actividad de tu negocio. Se acabó la era de las megacorporaciones intocables, ya llegó el tiempo de las empresas creadas por y para humanos, capaces de empatizar con el cliente como nunca.

Multicanal

Debemos aprovechar el gran potencial que muchas plataformas digitales tienen. Y están todas a mano, por lo que solamente hay que definir el canal adecuado, dependiendo del tipo de usuario que le guste tu marca.

Viralidad

Muchas veces no se podrá predecir, pero eres capaz de generar contenido (si trabajas las plataformas digitales indicadas) susceptible de ser compartido numerosas veces. ¿Y eso cómo se consigue? Ofreciendo información de alto valor, a la par que interesante.

Y te estarás preguntando: ¿qué tipo de contenido puede volverse viral? Muy simple: las infografías (imágenes atractivas con gráficos y mapas explicativos breves), y listas.

Pero vamos a ser más exactos aún. Ponte que quieres crear una infografía sobre los servicios que ofreces a tus clientes. Para ello, deberás tener en cuenta tres características:

  • El branding digital evoca emociones. El contenido viral tiene que significar algo, debe causar admiración, alegría, o tristeza, entre otras muchas más.
  • Mayoritariamente positivo: si tu infoproducto genera reacciones positivas, es probable que tenga éxito y sea compartido más veces. Esto es debido a que nos satisface de alguna manera, por lo que sentimos la necesidad de compartir.

    Llegados a este punto, podemos estar hablando de marketing de referidos, donde el usuario pasa a ser un evangelista de la marca, generando dentro de su grupo de allegados comentarios del tipo: “parece que vas a comisión”.

 

  • Debe tener una utilidad: que sea sencillo, breve, apoyándote en números, y sobre todo práctico.
  • Bonus: que contenga un elemento sorpresa. Esto es lo que determina, entre dos informaciones que despiertan emociones parecidas, el éxito de una de ellas.

Engagement: confianza y credibilidad

Define el posicionamiento de tu marca, mediante el trabajo constante de las relaciones usuario-marca.  Es bueno permitir cierta interacción

Marca la diferencia

Con respecto a tu competencia. Sin embargo, no busques competir, sino ser tu mejor versión como empresa; esto te llevará a un desarrollo supino de tu branding.

El branding digital genera ahorro y aumenta beneficios

El hecho de saber exactamente lo que quiere tu usuario, hace que enfoques todas las inversiones en recursos donde verás un ROI (Return of Investment) alto.

¿Cómo planificar una estrategia de digital branding?

Te detallamos un paso a paso sencillo.

 

  • Objetivos: cuál es la misión, qué productos hay, y quién es el cliente.

 

  1. Manual de identidad corporativa: documento en el que se detallan, entre otros, el logo, naming (proceso de creación del nombre de la marca), eslogan, paleta de colores


Este conjunto de normas es muy importante para facilitar la identificación del negocio por parte de los clientes y usuarios.

Algo también muy importante es el tono con el que comunica tu marca (tiene que ser el mismo que el de tu público objetivo), la personalidad, y generar un contenido acorde. Todo en la misma línea.

 

  1. Repercusión de la aplicación del branding. Aquí identificamos la mejor forma de comunicación con los usuarios, y preparamos el terreno para que se dé la afluencia de tráfico que necesitamos para vender.

¿Qué necesitas para un buen branding digital?

Es una muy buena pregunta. Te lo revelamos ahora mismo.

Desarrollar la creatividad

No trates de inventar la rueda; en cambio, trata de mejorarla, adaptarla a tu negocio. Implementando técnicas genéricas, no obtendrás los resultados buscados.

Es como si plantas semillas de manzanas, con la esperanza de que crezcan peras. Es imposible, por lo que enfoca tus esfuerzos en diseñar y ejecutar estrategias a medida para tu negocio digital.

Nunca pares de aprender

El mundo occidental del siglo XXI es una jungla, donde no gana el más fuerte, sino el que posee la capacidad de adaptarse de forma más rápida. Y eso solo se consigue con dos cosas: conocimiento y experiencia.

Transparencia 100%

El tráfico crece cuando existe algo llamado honestidad en tu negocio. Si das lo que prometes, dices las cosas claras y resuelves todas las dudas/problemas, tu reputación como marca crecerá, lo cual será positivo para tu branding.

Diseñar una buena experiencia de usuario

Ya hemos hablado anteriormente del UX (User eXperience), pero su importancia es tal, que no podemos dejar pasar por alto. Una web o ecommerce es más que su contenido: la presentación es crucial para que los prospectos no salgan huyendo.

Por lo tanto, en SERSEO te recomendamos encarecidamente que prestes especial atención a lo que pueda afectar a tu branding digital, como el diseño responsive de tu web, los CTA (llamadas a la acción), la maquetación

Ser rápido

Sobre todo si te mueves en un océano rojo (mucha competencia, y muy agresiva); en este caso, más que competir por precio, trata de ofrecer el mejor servicio.

Y eso pasa por generar satisfacción a tus clientes con la rapidez y eficacia (dar más de lo que esperan). De esta forma, estarás navegando en océano azul, donde te destacas sobre las demás marcas.

Trabajar la visibilidad

Términos como el posicionamiento SEO, content marketing, o el mailing, deberían estar en tu lista de inversiones; el fin es que permanezcas en la mente de tus usuarios el mayor tiempo posible, pero sin caer en la monotonía y previsibilidad.

Cuidar a tus empleados

Podría decirse que son los que enarbolan la bandera del branding digital de tu negocio. Si los tratas bien, se verá reflejado en los resultados de facturación.

Si en cambio decides priorizar otros aspectos de tu empresa… Bueno, también se verá reflejado, pero quizá no a tu gusto.

El Social Media, absolutamente imprescindible

Un conjunto de técnicas de transmisión de valor, que te une a tu audiencia objetiva. El digital branding es algo que debemos cuidar con el paso del tiempo, y algunos profesionales, como el Social Media Manager, te ayudarán a mantener esa conexión con la realidad del momento.

La perspectiva ideal es ésta: el prospecto o futuro cliente debería estar tan satisfecho y contento, que busque tu marca para comprar gustosamente uno de tus productos o servicios.

Storytelling: la narrativa al servicio del marketing

El arte de contar historias siempre existió. Sin embargo, ahora más que nunca es imprescindible trasladar este mundo de fantasía, donde todo es posible, al entorno empresarial.

Si usas bien esta técnica, crecerá la percepción que poseen los usuarios del branding:

  • Podrías crear un cuento basado en cómo nació tu negocio digital.
  • Necesariamente tiene que contener un principio, nudo y desenlace.
  • Los formatos disponibles son imágenes, vídeos, podcast, blogs, mailing…
  • Pero siempre termina con una moraleja; un mensaje poderoso, que deje al prospecto o usuario pensando. Sembrar, para después recoger.

¿Y si todo esto falla? Tienes dos opciones: o echas el cierre, o te adaptas a los nuevos tiempos con un rebranding (cambio de marca o lavado de imagen), como hizo la conocida marca de desodorantes masculinos Old Spice.

Conclusión: no subestimes lo que tu marca puede hacer por ti

Hay muchas pymes y autónomos que no son conscientes del poder del branding digital. Y es que como dijimos antes, no cuesta nada usar los canales que tenemos disponibles hoy en día, para poder atraer y dar a tus usuarios aquello que necesitan.

Lo que sí cuesta es realizar la estrategia que hará que tu negocio crezca de forma exponencial. Y tenemos buenas noticias: en SERSEO lo hacemos por ti.

¿Quieres saber más? Cuéntanos tu caso, y nos ponemos a tu servicio.

Compartir


Bienvenido a la 1ª Red de Agencias de Marketing Digital LowCost para Pymes
Únete